20/3/09

El sabor del encuentro

por Antonio A. Adamini
Durante los días 14 y 15 de Marzo se realizó la 1º Feria Artística y Artesanal de Los Toldos en donde se presentaron diversos trabajos y expresiones. La iniciativa de Dana Cerutti, coordinadora y anfitriona, fue aceptada y compartida por artesanos y público diverso que concurrió entusiasta a esta convocatoria novedosa. Reencuentros, sorpresas y un fuerte deseo por que se repita fueron las chispas que iluminaron la propuesta. ¿No pudo ir? Lamanuela lo hizo por usted.

Seguí leyendo... Afiches, emails ilustrativos, y el imprescindible “de boca en boca” fueron dispersando la invitación a una nueva propuesta cultural para nuestra localidad. El Taller Madre Tierra, de Dana Cerutti, invitaba a la “1º Feria Independiente Artística y Artesanal de Los Toldos”, a realizarse en Barrio Obrero Casa Nº 35. Era, ni más ni menos que su propia casa, o mejor dicho, su patio. Un espacio amplio y acogedor que prolijamente ordenado fue recibiendo a los diversos artesanos y artistas, y a una gran concurrencia de público durante el sábado y domingo desde las 17 hasta las 24 hs.

La propuesta incluía una gran variedad de obras que se encontraban a la venta y que fueron muy bien recibidas por el público en general, quienes elogiaron el nivel artístico de las mismas. Durante el recorrido por el patio uno era bienvenido por pinturas de Santiago, un joven artista plástico de Lincoln; a continuación, una mesa de la agrupación mapuche Epu Bafkeh en donde se vendían preparados realizados con hierbas medicinales de nuestra zona; Luego, surgían los grabados realizados por Carolina Castellani, que compartían el espacio con producciones en cerámicas de Gabriela Guastelli. Bordeando el sauce llorón, uno emprendía el recorrido a patio abierto, podríamos decir. Allí estaban las manuelasmolinas esparcidas en el suelo, junto al puesto de Susana Berardi, que incluía dibujos enmarcados de mapas y rostros, cuadernos, señaladores y tarjetas, junto a Caleidoscopios realizados por Olga lo Gioco. Enfrente, Dana exhibía gran variedad de productos de su autoría: Por un lado mates realizados en calabazas, con tallados, y por otro, trabajos de bijouterí consumados en alpaca para señoras y señoritas. A su lado, una mesa presentaba gran variedad de licores artesanales “La Juana” que recorrían diversos gustos. Luciano y “YiYi”, que vinieron de Tandil especialmente, ofrecieron trabajos en batik y mates de calabaza con terminaciones en alpaca, junto a bombillas y pulseras del mismo material. A su lado, “Lenny” presentó sus trabajos de bijouterí en alpaca y plata de hombrecitos y mujercitas en miniatura con vestidos. Además, ofrecía pantalones de colores de muy buen gusto confeccionados por Marcia. Junto a ella, el infalible “Tito” y sus sahumerios, esparciendo aromas para la felicidad y el buen amor. La recorrida continuaba con Elisa y Pupi, dos artesanas venidas también especialmente de Tandil, quienes expusieron producciones en lana e hilo, ponchos y crochet. A su lado, “Mosqui” exponía cuadros pintados y dibujados con figuras de la historia y la cultura. La recorrida cerraba con los trabajos de Noelia Cabrera y Martín Guillen, que desplegaron pañuelos con serigrafías y lámparas de colores. También hubo cuero crudo, maderas y cuchillos en el centro. A la ronda, se le sumaba un condimento especial, la presencia estelar de “Chicharra” Cerutti, papá de Dana, amigo de todos y uno de los grandes artesanos que parió Los Toldos. Muchos recordarán su local “Unicornio”, predecesor a su actual local “Alquimia Artesanías” en la ciudad de Tandil.

Pero si algo le faltaba a esta crónica y que es dejado adrede en este sitial, es el espacio dedicado exclusivamente al “esmeradísimo servicio de cantina”, ya que realmente lo fue: Jugos frutales, panes rellenos, tortitas de dulce, empanadas, y otras exquisiteces que con la noche dieron la bienvenida a los clásicos choripanes con un “toque” distintivo: tomate y albahaca de la quinta de Lucas. Un manjar!
La música estuvo a cargo de “Aparentemente la jungla estaba diezmada” durante el día sábado; en tanto el domingo, las vueltas de los cd`s en el reproductor hizo el resto.

La propia dueña de casa nos contó cómo surgió esta maravillosa idea: “La idea se formo con cosas chiquitas, luego, la gente se empezó a juntar, y hoy somos muchos”. El origen de esta idea fue mi propio trabajo como artesana, necesito encontrar un puente para poder seguir permaneciendo en Los Toldos y poder hacer lo que me gusta y pelear por eso. No hay muchas alternativas, Los Toldos no es un lugar turístico donde la gente compre artesanías; tampoco poseo un comercio; entonces la idea es promocionar mi taller y a la vez promocionar a cada uno de los artesanos locales, para que la gente se acerque a la cada de cada quien. Muchos tenemos el taller en casa.
Y la idea también fue convocar más gente, no es solo artesanal, sino que también participan otros espacios desde la comunicación, la comida, la música, el arte. Reúne muchas cosas.

Ante el deseo por volver a repetir la experiencia, Dana es, claro, optimista. “Esto fue como una prueba piloto –explica-. Lo vamos a hacer dos o tres veces al año. La idea es seguir en el patio, o en el patio de otra persona que también puede abrirlo, o incluso salir a las plazas”. Una nueva experiencia se ha forjado a fuerza de entusiasmo y ganas por hacer. Un espacio para el encuentro entre personas que gustan de puestas en común. Que gustan del encuentro.


Galería de imagenes










3 comentarios:

  1. Que se repita.
    Que se abran los patios.
    Que todos lo podamos disfrutar otra vez.

    ResponderEliminar
  2. mi comentario es simple y es para dana : todo lo que ella se propone lo consigue y a lo grande es una creadora en todos los aspectos de la vida esto que logro es hermosisimo gracias a su insistencia (por no decir romper las bolas ,cariñosamente )por eso la quiero muco
    Gaby

    ResponderEliminar
  3. Anónimo2/4/09 19:35

    DANA SIMPLEMENTE DANA...

    ResponderEliminar

Hola. Esperamos tu comentario para enriquecer nuestra propuesta